Las 5 características fundamentales para convertirte en un gran coach

Si estás leyendo esto, es porque con toda seguridad quieres alcanzar la excelencia como coach. Estarás de acuerdo que cuando alguien pone en nuestras manos su futuro, al menos tenemos que aspirar a ayudarle de la manera más efectiva posible, por lo que tenemos que mostrar nuestra mejor versión .

Y para ello tenemos que desarrollar ciertas características que nos permitan dar el máximo en nuestra relación con el coachee, con la persona a la que estamos ayudando.

Siempre he sido partidario que las “recetas mágicas” deben ser sencillas para que su efectividad sea máxima, por lo que en este artículo seremos tan sencillos como la palabra COACH nos permite serlo.

silueta zenSolemos decir que para sacar lo mejor de nosotros mismos, tenemos que entrar en nuestra zona interior de excelencia, sacamos nuestra mejor energía, sacamos nuestro mejor liderazgo a flote, en todo lo que hacemos .

Dice Robert Dilts, que la distancia que nos separa de los demás es la misma que la distancia que nos separa de nosotros mismos. 
Dilts nos dice que para ser un líder y entrar en la zona estos son los pasos del modelo COACH:

  • Centrado.

El coach debe estar centrado en el coachee, en su objetivo, aislándose de sus propios pensamientos y de su realidad, para de esta forma acompañarle de una manera total en su búsqueda del objetivo. Asimismo también estaremos centrados en nuestra esencia.

  • Observador

Un buen coach observa la realidad que rodea al coachee, así como al propio coachee con todo su ser, intentando detectar cualquier pista en el lenguaje no verbal del coachee que le ayude a entender que es lo que realmente está trasmitiendo este.

  • Abierto.

El coach tiene que estar abierto a todo lo que oiga, con una mente preparada para aceptar la realidad y los pensamientos del coachee, aceptándolos. Atento a emociones, con todo el cuerpo.

  • Conectado

Tanto con el objetivo del coachee, sumergiéndose en cuerpo y alma en este así como conectándose físicamente con el mismo, prestándole la atención que este se merece.

  • Hábil

Un coach hábil es aquel que realiza buenas preguntas, sosteniendo el entorno, la situación.

Resumiendo, si quieres entrar en tu zona de excelencia interior como coach recuerda esto:

Centrado

Observador

Abierto

Conectado

Hábil

 

¡Qué tengas un gran día!